13 julio, 2009

Shriners analizan cambios en presupuesto de sus hospitales

POR MICHELLE ROBERTS
THE ASSOCIATED PRESS
SAN ANTONIO -- Los Shriners continuarán atendiendo niños en las 22 ciudades en que operan hospitales, pero algunas de las instalaciones podrían ser convertidas en centros quirúrgicos para pacientes ambulatorios, dijo el jueves el nuevo director general de este organismo sin fines de lucro.

Además, se analizará la posibilidad de la venta o renta de algunos bienes raíces, agregó.

"No hemos cambiado lo que somos. Siempre atenderemos a niños lo mejor que podamos", dijo Douglas Maxwell, recién elegido director general de los Hospitales Shriners para Niños.

Sin embargo, indicó que el sistema de 22 hospitales tendrá que ser "adecuado al tamaño correcto", y algunas de sus instalaciones ortopédicas probablemente serán convertidas en centros quirúrgicos para pacientes ambulatorios.

Shriners International, con sede en la Florida, también analizará la posibilidad de vender o rentar algunos de sus bienes raíces en hospitales con el fin de reducir su presupuesto operativo de 856 millones de dólares, señaló Maxwell.

La Antigua Orden Arabe de los Nobles del Relicario Místico, mejor conocida como Shriners, fue creada en 1870 como un organismo que depende de la Francmasonería.

El sistema de hospitales Shriners, que comenzó en 1922 con una instalación de caridad para niños enfermos de poliomielitis, ahora incluye sanatorios en Estados Unidos, Canadá y México.

Hospitales de este organismo en Sacramento y Cincinnati han atendido a los niños quemados por el reciente incendio de una guardería en Hermosillo, en el estado mexicano de Sonora.

Los 1.300 Shriners que pertenecen a la junta a cargo de la operación de los hospitales rechazaron una propuesta para cerrar seis instalaciones en forma permanente, y en lugar de ello optaron por analizar una posible reducción de las operaciones del sistema de hospitales y por aceptar pagos de aseguradoras, la primera ocasión que los recibirían.

Históricamente los hospitales han proporcionado atención gratuita, sin cobrarle a las aseguradoras, a cualquier niño al que consideraban que podrían ayudar.

A pesar de un fideicomiso que financia los hospitales y que disminuyó de 8.000 millones de dólares a 5.000 millones en menos de un año debido a los problemas económicos del país, Maxwell dijo que él y otros Shriners confían en que el sistema de hospitales podrá continuar solvente a largo plazo. Una parte del presupuesto de operación proviene de donativos.

---

En la internet:

Shriners International: http://www.shrinershq.org/

Fuente:_http://www.elnuevoherald.com/308/story/494282.html

Links to this post:

<\$BlogItemBacklinkCreate\$>

0 comments:

Publicar un comentario

<< Home