01 mayo, 2006

Los masones propagan los valores morales

En una esquina de la avenida Santa Rita los masones propagan los valores morales

Jéssika Ferrer Palma

Por sus reuniones secretas hay quienes los consideran sacrificadores de animales o caballeros medievales, cuyos ritos esotéricos los alejan de Dios para desterrarlos a las llamas del infierno. Estos personajes que despiertan curiosidad en algunos y repudio en otros, son los masones.

Según lo explicó el venerable maestro de la logia General Rafael Urdaneta, José Gregorio Mora, más que una sociedad secreta son grupos de convivencia discreta, donde se propagan los valores morales develados en símbolos tomados de los instrumentos de la construcción, que no buscan otra cosa que la paz entre los hombres y su felicidad.

"Libertad, igualdad y fraternidad son los preceptos que fundamentan nuestro estilo de vida, te aseguro que quien viva bajo ellos evitará hacerle daño al prójimo, se concentrará en buscar la verdad y en ser perfecto como el Gran Arquitecto", explicó Mora mientras sostenía que esas y otras peores eran las fantasías que predominaban en la imaginación de los profanos.

Asimismo sostuvo que las puertas del templo están abiertas para quien desee llegar a tocarlas, los miércoles con la logia que él preside y los lunes con los regeneradores.

Conflicto con los católicos

La historia relata que a mediados de 1700 y bajo el mandato del papa Clemente XII, éste declaró "incompatible la masonería con el catolicismo y castigó con la excomunión a los católicos que ingresaban a la orden. Sobre la abolición de la condena aún no se tienen pruebas concretas ni se tiene una visión clara de las referencias que hace sobre ellos el Código de Derecho Canónico.

Al respecto, el secretario de la logia General Rafael Urdaneta, José Manuel Sánchez, manifestó que el templo está abierto para todos los que quieran ir sin importar religiones, ideologías o preferencias políticas.

"Recibimos sin distinciones, porque a las logias les interesan más las condiciones espirituales, filosóficas, humanas y necesidad del conocimiento de la verdad que sus prácticas religiosas", puntualizó Sánchez.

Proceso masónico

"Cuando comenté mi decisión de ingresar a una logia a los 61 años de edad, mis amigos y algunos familiares dijeron que comería gatos, sacrificaría venados y que firmaría mi condena. Hace tres años de eso y lo único que he logrado es crecer como hombre y ser humano", relató el masón Hugo González.

Agregó que ser iniciado no es fácil, puede llegar a ser un proceso de meses o de años; se examina cuidadosamente la vida de los interesados, su familia y amigos; se requiere tener 21 años y paciencia para superar las pruebas, exámenes y entrevistas que se practican.

"Las ganadoras de ese proceso son las mujeres, quienes reciben para su casa hombres honestos, fieles, padres entregados y profesionales estudiosos y disciplinados", señaló González



Fuente:
http://www.laverdad.com/detallenew.asp?idcat=9&idnot=37049

Links to this post:

<\$BlogItemBacklinkCreate\$>

2 comments:

Blogger Old Fox said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

01 mayo, 2006 11:43  
Blogger Old Fox said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

01 mayo, 2006 11:53  

Publicar un comentario

<< Home