20 mayo, 2006

Orden del Temple

Entrevista a Fr.+ Joseph de Juan y Buixeda,
Gran Prior de España de la OSMTJ

El estreno del Código Da Vinci no puede eclipsar que setecientos años después de su "desaparición" la Orden del Temple
sigue más viva que nunca


La Orden de los Pobres Caballeros de Cristo, más conocida por la Orden del Temple, sigue siendo motivo de interés para mucha gente en la actualidad. Prueba de ello el gran número de libros que sobre ella se escriben, las miles de páginas que sobre el Temple pueden encontrarse en internet o el creciente interés de muchas personas que se agrupan en asociaciones de todo tipo que se autodenominan templarias. Esta Orden de Caballería medieval sigue atrayendo a muchos después de tantos siglos desde su fundación.

Es innegable el peso y la trascendencia político, social y religiosa que tuvo la Orden del Temple en el mundo cristiano durante la Edad Media. En poco menos de doscientos años se convirtió en una Orden tan poderosa que fue temida y respetada por los soberanos cristianos. Lo que dio pie a envidias que dieron lugar a que el Rey francés Felipe el Hermoso idease un complot, junto al Papa Clemente V, para acabar con ella y apropiarse de sus riquezas.

Después de su supuesta desaparición, la Orden del Temple sigue viva. En nuestro país, el Gran Priorato de España – Priorato Magistral de la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem (OSMTJ) lleva a cabo con frecuencia investiduras de nuevos caballeros y damas en diversas provincias españolas, posee representaciones –Bailías, Encomiendas, Tercias y Casas- prácticamente en todas las capitales de España y celebra con regularidad todo tipo de actividades como visitas a los diferentes castillos templarios repartidos por la geografía española, conferencias, cursos, jornadas de convivencia, investiduras, etc.

En el año 2007 España se convertirá en referente internacional de la Orden del Temple al llevarse a cabo en Granada una reunión e investidura internacional. En la reunión del ejecutivo de la Asociación de Caballeros Templarios, que aglutina a todos los Prioratos de la OSMTJ repartidos por el mundo, es previsible que se pida formalmente al Vaticano la revisión del proceso contra la Orden del Temple tras la publicación del Pergamino de Chinon por el propio Vaticano donde el Papa Clemente exculpa a los templarios de toda culpa y achaca lo sucedido al Rey de Francia, reunión y petición que curiosamente coincide con el setecientos aniversario de las detenciones de templarios en Francia siguiendo las instrucciones del Rey Felipe El Hermoso.

La difusión internacional de la película El Código Da Vinci puede distorsionar, bien sea por los argumentos de sus defensores como de sus detractores, la realidad del Temple en el Siglo XXI. Por lo que para afrontar la polémica que surgirá durante los próximos meses, el Gran Priorato de España ha de posicionarse y exponer públicamente sus criterios, opiniones y realidades de una forma directa y no por otros intermediarios interesados.

Y nada mejor para saber más de la Orden del Temple en la actualidad que entrevistar al Gran Prior de en España, Fr. Joseph de Juan i Buixeda.

Fr.+ Joseph de Juan i Buixeda
Gran Prior de España


PREGUNTA Señor Juan, desde siempre hemos leído que la Orden del Temple desapareció por decisión unilateral del Papa Clemente V en el año 1312. Por ello la primera pregunta que se hacen los lectores es ¿Cómo es posible que Uds. se denominen Gran Priorato de España de la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem?

La Orden del Temple no desapareció como pretendían sus verdugos en la Edad Media. Existe una línea jerárquica parcialmente documentada que nos lleva hasta Jacques de Molay, el último Maestre medieval y que conduce hasta la actualidad en que ostenta la representación mundial de la misma el actual Maestre Excmo. Sr. Fernando de Sousa Fontes. Esa continuidad no fue fácil en los primeros siglos después del holocausto pero reaparece públicamente a principios del S XVIII con Luis Felipe de Orleáns en Francia. Por tanto no es que nos denominemos Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem, es que lo somos.

P. Entonces ¿Cómo ha conseguido sobrevivir hasta nuestros días la Orden del Temple? ¿Se siguen conservando las mismas costumbres de antaño?

Como decía, los primeros siglos a partir del S XIII debieron de ser muy duros y la Orden sobrevivió en la sombra, pero contribuyendo al desarrollo de la cultura y la civilización, a través de los gremios manufactureros medievales, canteros, maestros constructores, artistas, etc. Fue a partir del S XVIII en que vuelve a salir a la luz en que logra reconocimientos oficiales en diversos países y puede empezar a trabajar públicamente. Los miembros se reúnen periódicamente en privado siguiendo las pautas de los hermanos antiguos con la lógica adaptación a la actualidad. No somos monjes ni soldados al menos de hecho, ni dependemos de ninguna iglesia aunque seamos cristianos. Estas son las premisas que marcan la adaptación de las costumbres. Somos hombres y mujeres de buena fe que creen que los antiguos ideales pueden llevarse a cabo y trabajan, trabajamos para conseguir una sociedad mejor.

P. ¿Tienen buenas relaciones con la Iglesia Católica? ¿Les ha dado la Iglesia algún tipo de explicación sobre la decisión tomada por el Papa Clemente V? ¿Es verdad que están llevando Uds. conversaciones secretas con el Vaticano para que la Orden del Temple vuelva a ser reconocida por Roma?

Naturalmente tenemos no buena, sino excelente relación con los representantes de la Iglesia Católica, así como con otras iglesias Cristianas. Dado que la Orden se define como cristiana y ecuménica, en la actualidad no es importante pensar en lo que sucedió en el pasado, aunque lo tengamos siempre presente, preferimos trabajar para el futuro. Tampoco se pretende ni se cree necesario lograr un reconocimiento explícito del Vaticano ya que eso, lejos de ser un aliciente, podría representar una limitación. No somos una orden monástica dependiente de una prelatura vaticana, la Orden es Soberana por definición y trabaja libremente, eso sí, intentando mantener los ideales de los monjes soldados de antaño.

Aunque es cierto que la publicación en la página Web del Vaticano de un documento guardado celosamente hasta hace poco de sus Archivos Secretos donde el Papa Clemente V exculpa a los templarios de las acusaciones de las que fueron objeto en aquel momento, abre las puertas a una revisión del proceso y a una rehabilitación pública de la Orden.

P. Y bien ¿Qué diferencias hay entre la Orden del Temple inicial y la OSMTJ? ¿Y entre el templario de la Edad Media y el del Siglo XXI?

Básicamente es una cuestión de entorno social. La sociedad medieval era una y tenía unas expectativas y en general unas corrientes de actuación que hoy son distintas. Los estados medievales de religión, nobleza y plebe son hoy por hoy distintos. Pero no olvidemos que la Orden medieval aglutinaba a dos de ellos. Actualmente la nobleza es de corazón, la religiosidad se lleva dentro y el trabajo lo es inmerso en la sociedad. Pero se procura que aunque no se lleven signos externos evidentes de la pertenencia a la Orden, esa evidencia lo sea en las actuaciones tanto personales como colectivas y que ese carácter “templario” esté siempre presente en nuestras actuaciones cotidianas.

P. ¿Cuáles son las actividades que llevan a cabo los templarios y la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem hoy en día?

De tipo cultural como conferencias sobre historia, sociedad, heráldica, etc., de formación para los miembros, tanto humana, moral, ciudadana e incluso profesional en algunos casos. Se promueven restauraciones de antiguas construcciones con alto interés histórico, se investigan antiguas vías de comunicación y en general se estudian los movimientos sociales a lo largo de la historia.

Se promueven campos de trabajo y en una vertiente más íntima, se realizan encuentros privados de los miembros, investiduras de postulantes y como no, encuentros de hermandad, retiros, viajes, etc.

P. Señor Juan ¿Hay muchos templarios en el mundo? ¿Y en España?

Hay efectivamente muchos templarios en el mundo y una parte de ellos están en España. Aquí quiero recalcar que para la Orden no es tan importante el número de sus miembros como las cualidades personales de los mismos.

P. ¿Cuál es el proceso para hacerse templario? ¿Dónde hay que dirigirse? ¿Qué de cierto hay sobre los rituales de iniciación que Uds. llevan a cabo? ¿Cómo es entonces la ceremonia de ingreso en la OSMTJ?

El proceso de ingreso es un camino personal que hay que recorrer indefectiblemente. Se inicia cuando un postulante solicita ser escuchado para pedir el ingreso y el Preceptor lo entrevista. Después, todos los pasos están estructurados para que al final, visto el informe del mencionado Preceptor y con el visto bueno del Prior, el Consejo Prioral admite su iniciación. No todos los que inician este camino lo terminan con la aceptación, así es ahora como lo fue antaño. No todos los que quieren el manto blanco lo podrán tener y los que tienen prisa se descartan ellos solos.

Sobre la ceremonia que se realiza de aceptación, únicamente comentar que una de las partes, la final es pública y libre. El resto se corresponde con la antigua ceremonia medieval, de la que todos hemos leído y fabulado mucho y que es privada y por tanto discreta. Pretende como antaño que ese manto blanco como signo externo sea únicamente un fiel reflejo del corazón del templario. La persona abandona las cosas mundanas (filosóficamente) y se convierte en un ser nuevo y mejor pero solamente porque la semilla de ese ser ya anidaba en su corazón. En definitiva es la misma filosofía que en las aceptaciones de las órdenes religiosas dependientes de la Iglesia.

P. Tienen unas de las Web templarias mas visitadas y con más peso internacionalmente, www.osmtj.org. ¿Cuál es el objetivo de esa página? ¿Qué pretende el Gran Priorato de España con ella?

La Orden no hace proselitismo. Pero ello no quiere decir que tenga que esconderse. Y una buena forma de dar a conocer cuanto se hace es internet. Con sus ventajas e inconvenientes en una forma actual de informar que cada vez cobra más auge.

P. ¿Es cierto que reciben una media de 20.000 visitas mensuales a su web? ¿Qué tipo de personas suelen ponerse en contacto con Uds.? ¿Qué tipo de personas son las que desean ingresar en la Orden del Temple?

Si, ciertamente son muy numerosas las visitas que se realizan a nuestra Web Oficial www.osmtj.org. Algunos de los visitantes virtuales piden más información, otros son simplemente curiosos, otros quieren profundizar. Cada cual tiene sus intereses y los canaliza según sus aptitudes y posibilidades. Los hay que están equivocados buscando en la Orden oscurantismo, ciencias ocultas o “magia”, estos están descartados inicialmente ya que es evidente que se equivocan de lugar. El verdadero buscador del “sí mismo”, el que quiere trabajar para mejorar la sociedad, ese es el perfil de la persona que con toda probabilidad iniciará el camino hacia el blanco manto de la pureza de corazón y del conocimiento antiguo .

P. Señor Juan ¿Cómo están organizados en España? ¿Tienen representación en todas las comunidades autónomas?

El Gran Priorato de España está organizado en Bailias, Encomiendas, Tercias y Casas repartidas por todo el territorio nacional, tenemos representación en toda España.

P. Con la difusión internacional de la película El Código Da Vinci la Orden del Temple será de nuevo actualidad ¿Cuál es la postura oficial del Gran Priorato de España?

En los últimos tiempos proliferan las películas, libros de información y novelas tanto sobre la Orden del Temple como sobre los cimientos de la fe o del entorno de la Judea del inicio de la era cristiana. Entendemos que es un buen momento para fijar nuestra postura para que el público tenga de primera mano nuestra opinión y no por medio de terceros que puedan desvirtuarla. A tal efecto se mantienen contactos con la Secretaría Internacional de la Orden y con diversos prioratos para hacer llegar al público nuestro posicionamiento.

Por tanto podemos decir que la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem es Cristiana y propugna el contenido de cuanto en relación al ecumenismo propugna el Concilio Vaticano II de la Iglesia Católica, en unión con las iglesias cristianas.

De la misma forma que mantenemos que Cristo, sea hombre, Dios o un compendio filosófico de los dos elementos es la cabeza de nuestra fe; siendo la Cruz el símbolo de la misma.

P. A rebufo de la novela y película de El Código Da Vinci han salido a la luz pública una serie de manuscritos que ponen en tela de juicio la versión que nos ofrecen las Sagradas Escrituras. ¿Qué opina de ellos?

En tanto no haya documentación fehaciente que acredite lo contrario, nos atenemos a las Sagradas Escrituras para la evaluación de los hechos que en las mismas se relatan; siendo que, de haber documentación encontrada lo suficientemente solvente y sobre todo estudiada y verificada como valida por investigadores, no habría inconveniente en revisar las mismas.

Una cosa está clara y es que a pesar de cuanto pueda encontrarse o sobrevenir sobre los hechos ocurridos hace ahora más de 2000 años, nada de ello hará tambalear nuestra creencia ni hacer que dejemos de considerar la Cruz como símbolo de salvación, ya que la misma procede, incluso de religiones más antiguas y de las que el Cristianismo tomó parcialmente modelo.

La revisión de los hechos en torno a si pudo o no María Magdalena tener relación con la dinastía merovingia, la posible intervención de Jesús de Nazaret en la misma y el entorno novelesco generado en relación a todo ello, no dejan de ser especulaciones sin base científica, que en cualquier caso no han sido justificados salvo por medios novelescos y que si en su caso lo fueran, tampoco afectarían al pensamiento filosófico de la Orden ni a la creencia que propugnamos.

P. Y para terminar esta entrevista, señor Juan ¿Cuál cree Ud. que es el papel del Temple hoy en día? ¿Qué puede aportar a la sociedad, al mundo actual la Orden del Temple?

Bien, está es la pregunta clave y la base de nuestra actuación. Pretendemos mejorarnos nosotros mismos porque así se mejora la sociedad. En tanto se influya en la misma, las actuaciones serán más coherentes y lograremos mejorar, día a día, este mundo en que nos ha tocado vivir y que tanto precisa de los valores que preconizamos y que han substituido desde el inicio de la Orden en 1.118. La búsqueda del Grial interior o del Jerusalem celeste no son más que formas de expresar ese deseo de superación.

Fuente:
http://www.osmtj.org/

Links to this post:

<\$BlogItemBacklinkCreate\$>

0 comments:

Publicar un comentario

<< Home